En marzo de 1914 Venustiano Carranza ordenó al general Felipe Ángeles que se pusiera a las órdenes de Pancho Villa que iba a tomar Torreón por tercera vez.