Evolución (Fuerza Aérea Mexicana)

  Estás en > Historia> FAM y Ejército
Después del primer vuelo registrado en México por Alberto Braniff, el 8 enero 1910, efectuado en Balbuena, D.F., a bordo de un avión biplaza Voisin, y el que realizó Don Francisco I. Madero, el 30 de noviembre de 1911, se confirmó la utilidad tanto civil como militar del aeroplano; en 1912 se autorizó que cinco oficiales estudiaran becados la carrera de piloto aviador en Estados Unidos.

El 8 de enero de 1910, Alberto Braniff efectuó el primer vuelo en México.

Los primeros pilotos aviadores militares mexicanos: Alberto Leopoldo Salinas Carranza, Gustavo Adolfo Salinas Camiña, Horacio Ruiz Gaviño y los hermanos Juan Pablo y Eduardo Aldasoro Suárez.

Biplano “Sonora”, tripulado por Salinas Camiña y Madariaga, antes de despegar en una misión durante la Revolución Mexicana.

Lo anterior se confirmó al utilizar aeronaves para reconocimientos y bombardeos aéreos durante la Revolución Mexicana. Sobresalió la participación del 14 de abril de 1914 en Topolobampo, Sinaloa, cuando el Capitán 1/o. Piloto Aviador Gustavo Adolfo Salinas Camiña, acompañado por el Mecánico Naval Teodoro Madariaga, realizaron el primer bombardeo aeronaval en el mundo. Al confirmar las enormes posibilidades de la aviación en campaña, Venustiano Carranza, primer Jefe del Ejército Constitucionalista, expidió, el 5 de febrero de 1915, el acuerdo mediante el cual se creó el Arma de Aviación Militar, génesis de la Fuerza Aérea Mexicana, y designó como jefe de la misma al Mayor del Estado Mayor Alberto Leopoldo Salinas Carranza, quien al mismo tiempo, dejó de pertenecer al Arma de Caballería para enrolarse en el escalafón del Ejército Constitucionalista, como piloto aviador militar.

Mayor Alberto Salinas Carranza

Acuerdo de la creación del Arma de Aviación Militar, el 5 de febrero de 1915.

El escaso rendimiento obtenido con los motores y hélices importados, durante su empleo en el altiplano de México, originó la necesidad de contar con tecnología propia que permitiera el desarrollo y progreso de la aviación nacional. El 15 de noviembre de 1915, se inauguraron oficialmente los “Talleres Nacionales de Construcciones Aeronáuticas”, para la producción de aviones, motores y hélices en nuestro país, lo cual fue un motivo de orgullo por emplear exclusivamente tecnología mexicana.

Talleres Nacionales de Construcciones Aeronáuticas TNCA

En esa misma fecha se inauguró también la Escuela Nacional de Aviación, para la formación de los pilotos aviadores en México. Ambos acontecimientos tuvieron gran impacto en la evolución de la Fuerza Aérea Mexicana.

Hangares de la Escuela Militar de Aviación, en Llanos de Balbuena, DF

Instrucción en la Escuela Militar de Aviación, en Llanos de Balbuena, DF

Instrucción en la Escuela Militar de Aviación, en Llanos de Balbuena, DF

Crea tu propio avión de la Fuerza Aérea

Crea tu propio avión de la Fuerza Aérea

Toma una hoja de papel, extiéndela muy bien sobre una superficie plana y verifica que no tenga ninguna arruga. Es recomendable usar una hoja A4 o una de tamaño profesional.

  • Paso 1: Dobla la hoja justo a la mitad, a lo largo, y asegúrate de alinear muy bien las esquinas. Luego desdobla el papel para que quede en forma de “v”.
  • Paso 2: Dobla las esquinas superiores de la hoja de papel y asegúrate que estén al mismo nivel. Ahora ejerce una ligera presión para que el doblez se mantenga en su lugar. Debe quedar muy parecido a un triángulo.
  • Paso 3: Pliega el triángulo que formamos hacia abajo de la hoja, notarás que creaste algo parecido a un sobre. ¡El avión ya toma forma!
  • Paso 4: Dobla las esquinas superiores “del sobre” hacia el centro, de modo que se formen dos triángulos más. Asegúrate que se plieguen muy bien y estén bien alineadas. La punta del triángulo inferior debe quedar visible.
  • Paso 5: Ahora dobla la punta del triángulo que sobresale hacia la parte superior y verifica que esté alineada con el doblez del centro.
  • Paso 6: Dobla el papel justo a la mitad (el que se hizo en el primer paso) hacia afuera, de manera que sea opuesto al doblez que se realizó en el paso 1.
  • Paso 7: Dobla la solapa de cada lado hacia abajo, desde la parte superior hasta la parte inferior. Con eso le darás forma a las alas del avión. No olvides presionar firmemente sobre cada pliegue.
  • Paso 8: ¡Ya tenemos un avión de papel! Ahora, decóralo con los colores e insignias de la Fuerza Aérea Mexicana. Puedes ponerle un “9”, como el ARES de 1941, o un triángulo, como el North American AT-6 Texan de 1942, o una estrella, como el Thunderbolt de 1950.

Primeros aviones jet de la Fuerza Aérea Mexicana.

La participación de esta arma fue diversa y destacada en los acontecimientos registrados en el país, tales como:

  • Primer Comandante de la Fuerza Aérea Mexicana, Mayor Piloto Aviador Alberto Leopoldo Salinas Carranza, 5 de febrero de 1915. También fue el primer director de la Escuela Nacional de Aviación, hoy Escuela Militar de Aviación, la cual se inauguró el 15 de noviembre de 1915.
  • Primera hélice construida en México. Hélice Anáhuac, se probó el 26 de octubre de 1915, con resultados satisfactorios; fue diseñada por el Capitán 2/o. Ingeniero en Aeronáutica, Juan Guillermo Villasana López, quien además en 1910 trabajó como mecánico de Alberto Braniff y lo ayudó en la realización de su primer vuelo en México.
  • Primer correo aéreo en México. Teniente Piloto Aviador Horacio Ruiz Gaviño; 6 de julio de 1917; se efectuó en un biplano serie “A” No. 6, de construcción nacional, con motor de 150 a 160 C.F., de fabricación hispano-suiza; la ruta postal fue Pachuca-México y la valija se marcó con el número 449.
  • Primer vuelo realizado en una aeronave mexicana. Teniente Piloto Aviador Horacio Ruiz Gaviño; 24 de agosto de 1917; se realizó en un biplano serie “A”, con motor mexicano Aztatl y hélice Anáhuac, construido en los Talleres Nacionales de Construcciones Aeronáuticas por obreros mexicanos.
  • Primer piloto aviador en graduarse de la Escuela Militar de Aviación; fue el primero que realizó acrobacias y maniobras aéreas en aviones en México y América Latina y el primero en imponer un récord de altura.
  • 22 de febrero de 1918; obtuvo el primer título de piloto aviador militar.
  • Título No. 1 del Teniente Piloto Aviador Samuel C. Rojas Rasso
  • 26 de junio de 1918; efectuó por primera vez en el país la vuelta invertida “loop the loop”; por este acto se le concedió una copa de plata; la realizó en el biplano serie “A” No. 26, de construcción nacional, con motor gnome de 80 C.F.
  • Copa de plata otorgada por la vuelta invertida “loop the loop”
  • Fotografía del desfile del 5 de mayo de 1918
  • 19 de noviembre de 1918; impuso récord de altura con 2,800 metros sobre el nivel del Valle de México. Además, demostró su gran habilidad como piloto al atravesar uno de los hangares del Aeródromo de Balbuena en la Ciudad de México, el cual medía 6 metros de altura, 15 de ancho y 65 de longitud.
  • Primer hidroplano mexicano. Teniente Piloto Aviador Carlos Santana Carabeo; lo voló el 18 de septiembre de 1918; fue botado en San Juan de Ulúa, Veracruz. Era un avión serie “A” número 5, de construcción nacional, con motor Aztatl de 80 C.F.
  • Primera unidad aérea de vuelo. El 26 de marzo de 1918 se creó la flotilla de operaciones en campaña número 1, integrada por los pilotos Horacio Ruiz Gaviño, Samuel C. Rojas Rasso y Felipe Carranza, así como los mecánicos Alfonso Enríquez (Jefe de Mantenimiento), Agustín Oviedo y Francisco Rosas
  • Primer vuelo nocturno. Capitán Piloto Aviador Alfonso Virgen Meza; 18 de octubre de 1918; lo hizo en un avión serie “A” No. 36, de construcción nacional, con motor Aztatl de 80 C.F.
  • Primer piloto caído en cumplimiento del deber. Teniente Piloto Aviador Amado Paniagua Cortés; murió el 3 de noviembre de 1918, al desplomarse su aeroplano durante un vuelo de exhibición en el puerto de Veracruz.
  • Primera barrena en México. Capitán Alfonso Virgen Meza; 22 de agosto de 1920.
  • Primer piloto militar mexicano en lanzarse en paracaídas. Teniente Coronel Piloto Aviador Alfredo Lezama Álvarez; 1 de mayo de 1928.
  • El 4 de julio de 1947, en Estados Unidos, el General de Ala Piloto Aviador D.E.M.A. Fernando Hernández Vega (entonces Capitán 1/o. Piloto Aviador) se convirtió en el primer piloto mexicano en volar una aeronave de motor a reacción (avión F-80 Shooting Star).
  • Primer Jefe del curso de Estado Mayor Aéreo. Teniente Coronel Piloto Aviador D.E.M.A. Roberto Salido Beltrán; 5 de enero de 1959.

Primeros aviones militares Jets en México. Vampiro MK III y T-33, en los años 60.

  • Avión Vampiro MK III
  • Avión T-33
Fotomontaje de la fuente de la hélice -símbolo y escudo del personal de la Fuerza Aérea- que se encuentra en el interior de la Comandancia de la F.A.M. y fachada de la misma sobrevolando aviones F-5

El Departamento de Aviación se creó el 25 de abril de 1916 y fue el antecedente primigenio de la actual Comandancia de la Fuerza Aérea Mexicana. La categoría de fuerza armada se adquirió el 10 de febrero de 1944. De ahí, su nombre actual de Fuerza Aérea Mexicana.

Actualmente las misiones generales del Ejército y Fuerza Aérea Mexicanos son:

  • Defender la integridad, independencia y soberanía de la Nación.
  • Garantizar la seguridad interior.
  • Auxiliar a la población civil en caso de necesidades públicas.
  • Realizar acciones cívicas y obras sociales que tiendan al progreso del país.
  • En casos de desastre, prestar ayuda para el mantenimiento del orden, auxilio de las personas y sus bienes y la reconstrucción de las zonas afectadas.

Para cumplir con las misiones que le son encomendadas, la Fuerza Aérea realiza una serie de operaciones de acuerdo con las características peculiares de cada tipo de material de vuelo con el que cuenta.

Este material de vuelo le proporciona flexibilidad y capacidad para salvaguardar el espacio aéreo nacional; también participa activamente en la lucha permanente contra el narcotráfico, combate los incendios forestales y realiza misiones de apoyo con el transporte de víveres, medicinas, evacuación de heridos y damnificados en la aplicación del Plan DN-III-E; asimismo, coadyuva en forma solidaria durante la ejecución de misiones de ayuda humanitaria en otros países ante desastres naturales.

Integrantes de la Fuerza Aérea Mexicana capacitan y adiestran constantemente tanto a tripulaciones de vuelo como al personal de las diversas especialidades, quienes tras concluir su formación militar en el Colegio del Aire y la Escuela Militar de Tropas Especialistas de la Fuerza Aérea, continúan su preparación profesional en cada una de las especialidades de la aviación militar para servir a México.

Maniobras de los Aviones Pilatus PC-7.